Dobra — Poesia Reunida 1983-2007

  • Lopes, Adília

    Dobra — Poesia Reunida 1983-2007

Ed. cit.

Dobra — Poesia Reunida 1983-2007

Lisboa, Assírio & Alvim, 2009

978-972-37-1349-7

Isto é o meu corpo / isto é o meu sangue / a miséria sexual das missas / é a miséria sexual das discotecas / mas este é o melhor tempo / de sempre / ainda muito puritano / e nada pudico / é um tempo obsceno / mas dantes era muito mais obsceno / que farei eu com esta espada? / uma foice e um martelo / pulseiras anéis e gargantilhas / que farei eu com o meu eu? / bavarder bavarder bavarder / (que farei eu com este livro? / outro livro ainda o mesmo / que farei eu com este piano? / improvisos / que farei eu comigo? / ergo-me sento-me deito-me / e faço-me / que cada um tenha a sua casa / que cada um tenha o seu piano)

biografía

En 1985, con la obra Um jogo bastante perigoso, Adília Lopes, seudónimo de Maria José da Silva Viana Fidalgo de Oliveira, empezó un singular y peligroso viaje en el mundo de la poesía portuguesa escrita por mujeres. Nacida en Lisboa, en 1960, donde vive actualmente, Adília Lopes es poeta, cronista, traductora y sobre todo una gran lectora que se alimenta, de forma antropofágica, de una tradición literaria nacional y universal. Odiada por unos y amada por otros su obra ha ganado gradualmente su espacio en el panorama de la poesía portuguesa contemporánea. Traducida al italiano, francés, alemán, neerlandés, su producción poética consta ya de dos volúmenes compiladores. 

sinopsis

Dobra incluye toda la producción poética de Adília Lopes publicada desde 1985 hasta 2007 y algunos inéditos nunca antes publicados (agrupados en el libro “Os namorados pobres”). Animada por el espíritu de una mujer actual, moderna y sin pudor, Adília Lopes nos habla de la vida, de lo cotidiano prosaico y de las tradiciones literarias, culturales, religiosas con una mirada paradójica y desconcertante. 

reseña

Tras la publicación de Obra en al año 2000, volumen que reunía los libros de Adília Lopes publicados entre 1985 y 2000, la poeta portuguesa vuelve a presentar una nueva recopilación de toda su obra incluyendo ahora los libros publicados posteriormente. Así, en septiembre de 2009, da a luz DobraPoesia Reunida 1983-2007 en la cual, según una nota de la propia autora: "Reuno aqui todos os meus libros de poesia até à data. Os títulos Obra e Poemas Novos eram demasiado ambiciosos. Mudei-os para Dobra e Ovos, respectivamente. Mudei o título de Florbela Espanca espanca, que acho mau, para Versos verdes. Mudei o final do conto ‘Mais uma história da Gata Borralheira'". Con esta nota introductoria, Adília Lopes hace hincapié, una vez más, tenores el tono irónico y paródico que caracteriza su escritura poética. De hecho, el título Dobra, a través del notorio juego de palabras que establece con Obra, permite, por lo menos, dos lecturas distintas:

1- Dobra ("Doble"), porque es el segundo volumen compilador de su obra;

2- Dobra ("Dobladura", "Pliegue"), porque la obra de Adília Lopes continúa, pese a su relativa canonización académica y ahora editorial (la consagrada editora portuguesa Assírio & Alvim edita Dobra) provocando una cierta incomodidad, arrugando la sacralidad del texto poético.

Siguiendo el camino iniciado en Obra (con tres grabados de la pintora Paula Rego) la portada de Dobra lleva una pintura de Raul da Silva Vianna, abuelo materno de la 'autora'. En estos datos paratextuales entrevemos algunas líneas maestras en las que se apoya la escritura adiliana. Por un lado, la cuestión de la autoría, del seudónimo, de la duplicidad especular (recordemos que Adília Lopes es un seudónimo) anclada en una afirmación ontológica y redundantemente vacía: Quem espreita / por meus olhos / no espelho / sou eu / E eu / sou eu / Não há enigmas (Lopes, 2009: 580). Por otro lado, la relación establecida con la família, en particular con la figura materna, la casa, la ciudad, es decir elementos de tipo afectivo que tejen lazos familiares con el entorno del sujeto poético.

El sello otorgado por la editora, Assírio & Alvim, que publica por primera vez a Adília Lopes en su colección documenta poética / 127, sella profesionalmente su actividad literaria elevando su estatuto de poeta "que finge" al de poetisa "reparadora de brechas". En este sentido, parece que la publicación, en un espacio temporal de casi diez años, de dos volúmenes recopiladores de una obra aún en devenir, es sintomática de una percepción muy personal de la esencia de la obra literaria caracterizada por la transitoriedad y su precariedad: A minha história / é outra / e começa agora // Estou sempre / a começar (Lopes, 2009: 574).

Anclada en un universo indudablemente postmoderno, formado por un caleidoscopio de variaciones y posibilidades de la(s) historia(s), Adília Lopes revela la extraordinaria fragilidad del individuo que, en "la gran narrativa universal", multiplica con palabras y de todas las formas los mundos posibles llegando a una pulverización y alienación estéticas y, quizás, una pérdida ontológica. La escritura postmoderna reflexiona y refleja, de hecho, un doble discurso que corresponde, utilizando la terminología platónica, al segundo tiempo de la creación, o sea, un tiempo en el cual el sujeto es consciente de vivir (o no) otra realidad.

Dobra — con la inclusión de algunos poemas inéditos y de los últimos libros "Le Vitrail La Nuit*A Árvore Cortada": 562-602 (primera edición: & etc, 2006); "Caderno": 603-613  (primera edición: & etc, 2007) y "Os namorados pobres": 615-650 —libro constituido por poemas dispersos, escritos a lo largo de los años, ahora publicados por primera vez— ilumina, de forma radiante, otro punto de particular interés en esta escritura femenina: Vivo / dia a dia / sou / uma mulher-a-dias (…) (Lopes, 2009: 599). El "círculo de poesía" dibujado por el texto que se (con)funde con la propia Adília Lopes, nos presenta un cuerpo de la escritura genéticamente femenino que se inscribe como tal en gran parte de sus poemas. Las prácticas intertextuales de la poeta se insertan en esta perspectiva ginocéntrica en la cual Adília Lopes, de manera solidaria, re-escribe diversos textos del universo semiótico-literario, adoptando el ángulo de visión de una mujer, portavoz de su tiempo y de su peculiar condición humana.

Sin embargo, y este es el espíritu de un texto en prosa contenido en "Le Vitrail La Nuit*A Árvore Cortada" y titulado "Haverá uma beleza que nos salve?" (Lopes, 2009: 601-602), la preocupación de la autora es simplemente de persona, sin género culturalmente asumido. La impersonalización utilizada en este texto deshace, de algún modo, la aparente necesidad de afirmación feminista patente en muchas de las interrogaciones y tautologías que componen su obra. Adília Lopes, poeta de papel, "poeta op-art" o aún "monja poeta barroca", es uno de los aros de la cadena del ser y  considera que "só a bondade nos salva". "Se a nossa obra artística, ou outra, não implica a renúncia às coisas inúteis e a partilha, então é bastante inútil. E as coisas inúteis, para uma poetisa, são o desejo de escrever obras perfeitas e o de ser reconhecida pelos seus pares" (Lopes, 2009: 601). El hecho de compartir se  consustancia en la solidaridad y en la escritura solidaria que la poeta practica. Su reciclaje paródico de diferentes textos del canon literario revaloriza afectivamente el pasado textual y su fidelidad a los paradigmas intemporales de la literatura, una literatura en consonancia con su tiempo.

Fidelidad también al mundo empírico, a su "tierra de los hombres" a la cual su arte se dirige. Así, Adília Lopes representaría  la experiencia mística por excelencia en el cuadro de la doctrina cristiana, aquella que permite la fusión con la humanidad, la ascensión a la  bondad y a la paz, el reencuentro de la unidad perdida, la perfección y el conocimiento. Adília Lopes es verdadera y empíricamente una práctica de escritura, simultáneamente femenina, masculina, neutra, zurcida en la búsqueda de la armonía cósmica. Notemos a este propósito el tratamiento particular de la figura de la monja de Beja, Mariana Alcoforado, cuya "revelación mística" se cumplió en el amor terreno por el marqués de Chamilly y que alimentó de forma continua el poemario de Adília Lopes. Por otro lado, la referencia, a través de la citación, de un poema de la mística española, a Santa Teresa de Ávila. Subrayemos aún la línea temática religiosa seguida por la autora y cuyo tratamiento merece ser destacado sobre todo por su vertiente reflexiva. Así, su poesía, sagrada y revitalizadora, potencia un re-nacimiento y permite una lectura innovadora de un cánon polvoriento. La escritora confronta de esta forma "redescripciones del mundo" (Martelo, 2010) a través de las cuales dibuja una práctica 'femenina' de la escritura reivindicada por una voz de mujer.

Para leerla, habrá entonces que utilizar un protocolo de lectura que nos permita entrar en el bosque de su ficción sin perdernos en la trampa del laberinto textual sino, sencillamente, transitarlo y volver a escribirlo en nuestra misma identidad.

bibliografía

Lopes, Adília (2000), Obra, Lisboa, Mariposa Azual.

___  , (2009), Dobra- Poesia Reunida 1983-2007, Lisboa, Assírio & Alvim.

Martelo, Rosa Maria (2010), "Contra a crueldade, a ironia", A Forma Informe – leituras de poesia, Lisboa, Assírio & Alvim, pp. 223-234.

Edita: Centre Dona i Literatura

Melo, Sónia Rita

Melo, Sónia Rita (2012), "Adília Lopes. Dobra — Poesia Reunida 1983-2007", Lletra de Dona in Centre Dona i Literatura, Barcelona, Centre Dona i Literatura / Universitat de Barcelona, fecha de consulta.

http://www.ub.edu/cdona/lletradedona/dobra-poesia-reunida-1983-2007
Facebook Twitter Vimeo Share to Stumble Upon More...