Buscar autora/obra

Herramientas de búsqueda

¿La primera vez que entras? Accede a un breve tutorial.


Resultados en la Biblioteca

La búsqueda enferma retornó 32 resultados.

Mostrando 1 - 20 de 32 resultados (3.28 segundos)

1 2
1. Seccion 3 - Anna Domenge. Vida Espiritual. Edición crítica en castellano antiguo.

... buena el marido de la enferma bino y se lo rogo a nuestra madre fuese y bista la neçesida fue y la enferma se alegro muçho y reçlinandose la cabeça en los ( p> )braços de nuestra madre se durmio que con aberla eçho re[33v]remedios no podia dormir por ser tan penosa la enfermeda que era vn 269 ynçhaçon en el bientre muy grande nuestra madre estubo en casa de la enferma algunas dos oras porque entre yda y buelta y estada estubo çinco oras y ay poco mas de vna legua dende aqui al lugar y en bolbiendo nuestra madre aqui las ermanas preguntamos que como estaba la enferma que que le pareçia y nos dijo estaba muy mala que solo los santos podian açer con 270 nuestro señor la diese bida que la abia prometido al glorioso san domingo nuestro padre que traeria su es[capul]ario si açia con 271 nuestro señor la guardese 272 y que confiaba lo aria porque la enferma era debota del santo y nos dijo ellos an ynbiado a llamar vn...

 
2. Seccion 2 - Anna Domenge. Vida Espiritual. Edición crítica en castellano antiguo.

... buena el marido de la enferma bino y se lo rogo a nuestra madre fuese y bista la neçesida fue y la enferma se alegro muçho y reçlinandose la cabeça en los ( p> )braços de nuestra madre se durmio que con aberla eçho re[33v]remedios no podia dormir por ser tan penosa la enfermeda que era vn 269 ynçhaçon en el bientre muy grande nuestra madre estubo en casa de la enferma algunas dos oras porque entre yda y buelta y estada estubo çinco oras y ay poco mas de vna legua dende aqui al lugar y en bolbiendo nuestra madre aqui las ermanas preguntamos que como estaba la enferma que que le pareçia y nos dijo estaba muy mala que solo los santos podian açer con 270 nuestro señor la diese bida que la abia prometido al glorioso san domingo nuestro padre que traeria su es[capul]ario si açia con 271 nuestro señor la guardese 272 y que confiaba lo aria porque la enferma era debota del santo y nos dijo ellos an ynbiado a llamar vn...

 
3. Seccion 1 - Anna Domenge. Vida Espiritual. Edición crítica en castellano antiguo.

... buena el marido de la enferma bino y se lo rogo a nuestra madre fuese y bista la neçesida fue y la enferma se alegro muçho y reçlinandose la cabeça en los ( p> )braços de nuestra madre se durmio que con aberla eçho re[33v]remedios no podia dormir por ser tan penosa la enfermeda que era vn 269 ynçhaçon en el bientre muy grande nuestra madre estubo en casa de la enferma algunas dos oras porque entre yda y buelta y estada estubo çinco oras y ay poco mas de vna legua dende aqui al lugar y en bolbiendo nuestra madre aqui las ermanas preguntamos que como estaba la enferma que que le pareçia y nos dijo estaba muy mala que solo los santos podian açer con 270 nuestro señor la diese bida que la abia prometido al glorioso san domingo nuestro padre que traeria su es[capul]ario si açia con 271 nuestro señor la guardese 272 y que confiaba lo aria porque la enferma era debota del santo y nos dijo ellos an ynbiado a llamar vn...

 
4. Seccion 4 - Anna Domenge. Vida Espiritual. Edición crítica en castellano antiguo.

... buena el marido de la enferma bino y se lo rogo a nuestra madre fuese y bista la neçesida fue y la enferma se alegro muçho y reçlinandose la cabeça en los ( p> )braços de nuestra madre se durmio que con aberla eçho re[33v]remedios no podia dormir por ser tan penosa la enfermeda que era vn 269 ynçhaçon en el bientre muy grande nuestra madre estubo en casa de la enferma algunas dos oras porque entre yda y buelta y estada estubo çinco oras y ay poco mas de vna legua dende aqui al lugar y en bolbiendo nuestra madre aqui las ermanas preguntamos que como estaba la enferma que que le pareçia y nos dijo estaba muy mala que solo los santos podian açer con 270 nuestro señor la diese bida que la abia prometido al glorioso san domingo nuestro padre que traeria su es[capul]ario si açia con 271 nuestro señor la guardese 272 y que confiaba lo aria porque la enferma era debota del santo y nos dijo ellos an ynbiado a llamar vn...

 
5. - Anna Domenge. Vida Espiritual. Edición crítica en castellano antiguo (texto continuo).

... buena el marido de la enferma bino y se lo rogo a nuestra madre fuese y bista la neçesida fue y la enferma se alegro muçho y reçlinandose la cabeça en los ( p> )braços de nuestra madre se durmio que con aberla eçho re[33v]remedios no podia dormir por ser tan penosa la enfermeda que era vn 269 ynçhaçon en el bientre muy grande nuestra madre estubo en casa de la enferma algunas dos oras porque entre yda y buelta y estada estubo çinco oras y ay poco mas de vna legua dende aqui al lugar y en bolbiendo nuestra madre aqui las ermanas preguntamos que como estaba la enferma que que le pareçia y nos dijo estaba muy mala que solo los santos podian açer con 270 nuestro señor la diese bida que la abia prometido al glorioso san domingo nuestro padre que traeria su es[capul]ario si açia con 271 nuestro señor la guardese 272 y que confiaba lo aria porque la enferma era debota del santo y nos dijo ellos an ynbiado a llamar vn...

 
6. Seccion 2 - Anna Domenge. Vida Espiritual. Edición crítica en castellano antiguo (texto continuo).

... buena el marido de la enferma bino y se lo rogo a nuestra madre fuese y bista la neçesida fue y la enferma se alegro muçho y reçlinandose la cabeça en los ( p> )braços de nuestra madre se durmio que con aberla eçho re[33v]remedios no podia dormir por ser tan penosa la enfermeda que era vn 269 ynçhaçon en el bientre muy grande nuestra madre estubo en casa de la enferma algunas dos oras porque entre yda y buelta y estada estubo çinco oras y ay poco mas de vna legua dende aqui al lugar y en bolbiendo nuestra madre aqui las ermanas preguntamos que como estaba la enferma que que le pareçia y nos dijo estaba muy mala que solo los santos podian açer con 270 nuestro señor la diese bida que la abia prometido al glorioso san domingo nuestro padre que traeria su es[capul]ario si açia con 271 nuestro señor la guardese 272 y que confiaba lo aria porque la enferma era debota del santo y nos dijo ellos an ynbiado a llamar vn...

 
7. Seccion 1 - Anna Domenge. Vida Espiritual. Edición crítica en castellano antiguo (texto continuo).

... buena el marido de la enferma bino y se lo rogo a nuestra madre fuese y bista la neçesida fue y la enferma se alegro muçho y reçlinandose la cabeça en los ( p> )braços de nuestra madre se durmio que con aberla eçho re[33v]remedios no podia dormir por ser tan penosa la enfermeda que era vn 269 ynçhaçon en el bientre muy grande nuestra madre estubo en casa de la enferma algunas dos oras porque entre yda y buelta y estada estubo çinco oras y ay poco mas de vna legua dende aqui al lugar y en bolbiendo nuestra madre aqui las ermanas preguntamos que como estaba la enferma que que le pareçia y nos dijo estaba muy mala que solo los santos podian açer con 270 nuestro señor la diese bida que la abia prometido al glorioso san domingo nuestro padre que traeria su es[capul]ario si açia con 271 nuestro señor la guardese 272 y que confiaba lo aria porque la enferma era debota del santo y nos dijo ellos an ynbiado a llamar vn...

 
8. - Anna Domenge. Vida Espiritual. Edición crítica en castellano antiguo.

... buena el marido de la enferma bino y se lo rogo a nuestra madre fuese y bista la neçesida fue y la enferma se alegro muçho y reçlinandose la cabeça en los ( p> )braços de nuestra madre se durmio que con aberla eçho re[33v]remedios no podia dormir por ser tan penosa la enfermeda que era vn 269 ynçhaçon en el bientre muy grande nuestra madre estubo en casa de la enferma algunas dos oras porque entre yda y buelta y estada estubo çinco oras y ay poco mas de vna legua dende aqui al lugar y en bolbiendo nuestra madre aqui las ermanas preguntamos que como estaba la enferma que que le pareçia y nos dijo estaba muy mala que solo los santos podian açer con 270 nuestro señor la diese bida que la abia prometido al glorioso san domingo nuestro padre que traeria su es[capul]ario si açia con 271 nuestro señor la guardese 272 y que confiaba lo aria porque la enferma era debota del santo y nos dijo ellos an ynbiado a llamar vn...

 
9. Obra 1 - Anna Domenge. Der autobiographische Bericht der Sor Ana Domenge.

... buena el marido de la enferma bino y se lo rogo a nuestra madre fuese y bista la neçesida fue y la enferma se alegro muçho y reçlinandose la cabeça en los ( p> )braços de nuestra madre se durmio que con aberla eçho re[33v]remedios no podia dormir por ser tan penosa la enfermeda que era vn 269 ynçhaçon en el bientre muy grande nuestra madre estubo en casa de la enferma algunas dos oras porque entre yda y buelta y estada estubo çinco oras y ay poco mas de vna legua dende aqui al lugar y en bolbiendo nuestra madre aqui las ermanas preguntamos que como estaba la enferma que que le pareçia y nos dijo estaba muy mala que solo los santos podian açer con 270 nuestro señor la diese bida que la abia prometido al glorioso san domingo nuestro padre que traeria su es[capul]ario si açia con 271 nuestro señor la guardese 272 y que confiaba lo aria porque la enferma era debota del santo y nos dijo ellos an ynbiado a llamar vn...

 
10. Obra 1 - Anna Domenge. Der autobiographische Bericht der Sor Ana Domenge.

... buena el marido de la enferma bino y se lo rogo a nuestra madre fuese y bista la neçesida fue y la enferma se alegro muçho y reçlinandose la cabeça en los ( p> )braços de nuestra madre se durmio que con aberla eçho re[33v]remedios no podia dormir por ser tan penosa la enfermeda que era vn 269 ynçhaçon en el bientre muy grande nuestra madre estubo en casa de la enferma algunas dos oras porque entre yda y buelta y estada estubo çinco oras y ay poco mas de vna legua dende aqui al lugar y en bolbiendo nuestra madre aqui las ermanas preguntamos que como estaba la enferma que que le pareçia y nos dijo estaba muy mala que solo los santos podian açer con 270 nuestro señor la diese bida que la abia prometido al glorioso san domingo nuestro padre que traeria su es[capul]ario si açia con 271 nuestro señor la guardese 272 y que confiaba lo aria porque la enferma era debota del santo y nos dijo ellos an ynbiado a llamar vn...

 
11. - Anna Domenge. Der autobiographische Bericht der Sor Ana Domenge.

... buena el marido de la enferma bino y se lo rogo a nuestra madre fuese y bista la neçesida fue y la enferma se alegro muçho y reçlinandose la cabeça en los ( p> )braços de nuestra madre se durmio que con aberla eçho re[33v]remedios no podia dormir por ser tan penosa la enfermeda que era vn 269 ynçhaçon en el bientre muy grande nuestra madre estubo en casa de la enferma algunas dos oras porque entre yda y buelta y estada estubo çinco oras y ay poco mas de vna legua dende aqui al lugar y en bolbiendo nuestra madre aqui las ermanas preguntamos que como estaba la enferma que que le pareçia y nos dijo estaba muy mala que solo los santos podian açer con 270 nuestro señor la diese bida que la abia prometido al glorioso san domingo nuestro padre que traeria su es[capul]ario si açia con 271 nuestro señor la guardese 272 y que confiaba lo aria porque la enferma era debota del santo y nos dijo ellos an ynbiado a llamar vn...

 
12. Obra 1 - Anna Domenge. Der autobiographische Bericht der Sor Ana Domenge.

... buena el marido de la enferma bino y se lo rogo a nuestra madre fuese y bista la neçesida fue y la enferma se alegro muçho y reçlinandose la cabeça en los ( p> )braços de nuestra madre se durmio que con aberla eçho re[33v]remedios no podia dormir por ser tan penosa la enfermeda que era vn 269 ynçhaçon en el bientre muy grande nuestra madre estubo en casa de la enferma algunas dos oras porque entre yda y buelta y estada estubo çinco oras y ay poco mas de vna legua dende aqui al lugar y en bolbiendo nuestra madre aqui las ermanas preguntamos que como estaba la enferma que que le pareçia y nos dijo estaba muy mala que solo los santos podian açer con 270 nuestro señor la diese bida que la abia prometido al glorioso san domingo nuestro padre que traeria su es[capul]ario si açia con 271 nuestro señor la guardese 272 y que confiaba lo aria porque la enferma era debota del santo y nos dijo ellos an ynbiado a llamar vn...

 
13. Obra 1 - Anna Domenge. Der autobiographische Bericht der Sor Ana Domenge.

... buena el marido de la enferma bino y se lo rogo a nuestra madre fuese y bista la neçesida fue y la enferma se alegro muçho y reçlinandose la cabeça en los ( p> )braços de nuestra madre se durmio que con aberla eçho re[33v]remedios no podia dormir por ser tan penosa la enfermeda que era vn 269 ynçhaçon en el bientre muy grande nuestra madre estubo en casa de la enferma algunas dos oras porque entre yda y buelta y estada estubo çinco oras y ay poco mas de vna legua dende aqui al lugar y en bolbiendo nuestra madre aqui las ermanas preguntamos que como estaba la enferma que que le pareçia y nos dijo estaba muy mala que solo los santos podian açer con 270 nuestro señor la diese bida que la abia prometido al glorioso san domingo nuestro padre que traeria su es[capul]ario si açia con 271 nuestro señor la guardese 272 y que confiaba lo aria porque la enferma era debota del santo y nos dijo ellos an ynbiado a llamar vn...

 
14. Obra 1 - Anna Domenge. Der autobiographische Bericht der Sor Ana Domenge.

... buena el marido de la enferma bino y se lo rogo a nuestra madre fuese y bista la neçesida fue y la enferma se alegro muçho y reçlinandose la cabeça en los ( p> )braços de nuestra madre se durmio que con aberla eçho re[33v]remedios no podia dormir por ser tan penosa la enfermeda que era vn 269 ynçhaçon en el bientre muy grande nuestra madre estubo en casa de la enferma algunas dos oras porque entre yda y buelta y estada estubo çinco oras y ay poco mas de vna legua dende aqui al lugar y en bolbiendo nuestra madre aqui las ermanas preguntamos que como estaba la enferma que que le pareçia y nos dijo estaba muy mala que solo los santos podian açer con 270 nuestro señor la diese bida que la abia prometido al glorioso san domingo nuestro padre que traeria su es[capul]ario si açia con 271 nuestro señor la guardese 272 y que confiaba lo aria porque la enferma era debota del santo y nos dijo ellos an ynbiado a llamar vn...

 
15. Obra 1 - Anna Domenge. Der autobiographische Bericht der Sor Ana Domenge.

... buena el marido de la enferma bino y se lo rogo a nuestra madre fuese y bista la neçesida fue y la enferma se alegro muçho y reçlinandose la cabeça en los ( p> )braços de nuestra madre se durmio que con aberla eçho re[33v]remedios no podia dormir por ser tan penosa la enfermeda que era vn 269 ynçhaçon en el bientre muy grande nuestra madre estubo en casa de la enferma algunas dos oras porque entre yda y buelta y estada estubo çinco oras y ay poco mas de vna legua dende aqui al lugar y en bolbiendo nuestra madre aqui las ermanas preguntamos que como estaba la enferma que que le pareçia y nos dijo estaba muy mala que solo los santos podian açer con 270 nuestro señor la diese bida que la abia prometido al glorioso san domingo nuestro padre que traeria su es[capul]ario si açia con 271 nuestro señor la guardese 272 y que confiaba lo aria porque la enferma era debota del santo y nos dijo ellos an ynbiado a llamar vn...

 
16. Obra 1 - Anna Domenge. Der autobiographische Bericht der Sor Ana Domenge.

... buena el marido de la enferma bino y se lo rogo a nuestra madre fuese y bista la neçesida fue y la enferma se alegro muçho y reçlinandose la cabeça en los ( p> )braços de nuestra madre se durmio que con aberla eçho re[33v]remedios no podia dormir por ser tan penosa la enfermeda que era vn 269 ynçhaçon en el bientre muy grande nuestra madre estubo en casa de la enferma algunas dos oras porque entre yda y buelta y estada estubo çinco oras y ay poco mas de vna legua dende aqui al lugar y en bolbiendo nuestra madre aqui las ermanas preguntamos que como estaba la enferma que que le pareçia y nos dijo estaba muy mala que solo los santos podian açer con 270 nuestro señor la diese bida que la abia prometido al glorioso san domingo nuestro padre que traeria su es[capul]ario si açia con 271 nuestro señor la guardese 272 y que confiaba lo aria porque la enferma era debota del santo y nos dijo ellos an ynbiado a llamar vn...

 
17. Seccion 3 - Anna Domenge. Vida Espiritual. Edición crítica en castellano antiguo (texto continuo).

... buena el mari- do de la enferma bino y se lo rogo a nuestra madre fuese y bista la neçesida fue y la enferma se ale- gro muçho y reçlinandose la cabeça en los (p>)braços de nuestra madre se durmio que con aberla eçho re- [33v] remedios no podia dormir por ser tan penosa la enfermeda que era vn ynçhaçon en el bientre muy grande nuestra madre estubo en casa de la enferma algunas dos oras porque entre y- da y buelta y estada estubo çinco oras y ay po- co mas de vna legua dende aqui al lugar y en bolbiendo nuestra madre aqui las ermanas preguntamos que como estaba la enferma que que le pareçia y nos dijo estaba muy mala que solo los santos podian açer con nu- estro señor la diese bida que la abia prometido al glorioso san domingo nuestro padre que trae- ria su es[capul]ario si açia con nuestro señor la guardese y que confiaba lo aria porque la enfer- ma era debota del santo y nos dijo ellos an yn- biado a llamar vn dotor y en...

 
18. - María Zambrano. Las cartas escritas por María Zambrano a Luis Álvarez-Piñer. Madrid. Archivo Luis Álvarez-Piñer. Textos recuperados en octubre 1985.

... escribirte volví a estar enferma . Solo hace una semana -desde que estoy en este monte- que me encuentro bien . No te extrañará que esté desentrenada de todo; ha sido un paréntesis muy largo y muy absorbente 34 de continuos males. En otras ocasiones estuve más tiempo y más seriamente enferma , pero mi atención quedaba libre y 35 seguían viviendo en mí mis percepciones, mis ilusiones. Pero ahora no, las vísceras se rebelaron y se interpusieron entre el mundo y yo, haciendo mi vida opaca. [1v] ¿Vienes por fin en octubre? También yo tengo a la vista próximas oposiciones a cátedras. ¡Lo que tengo que estudiar! Y las pocas ganas de ponerme a ello, pues no sé qué sucede que las cosas más encantadoras se fosilizan cuando son miradas “sub especies [sic]oposicionis[sic] ”. Paso aquí lo que queda de agosto y posiblemente todo septiembre. Es bonito el otoño en Castilla , y me...

 
19. Seccion 1 - María Zambrano. Las cartas escritas por María Zambrano a Luis Álvarez-Piñer. Madrid. Archivo Luis Álvarez-Piñer. Textos recuperados en octubre 1985.

... escribirte volví a estar enferma . Solo hace una semana -desde que estoy en este monte- que me encuentro bien . No te extrañará que esté desentrenada de todo; ha sido un paréntesis muy largo y muy absorbente 34 de continuos males. En otras ocasiones estuve más tiempo y más seriamente enferma , pero mi atención quedaba libre y 35 seguían viviendo en mí mis percepciones, mis ilusiones. Pero ahora no, las vísceras se rebelaron y se interpusieron entre el mundo y yo, haciendo mi vida opaca. [1v] ¿Vienes por fin en octubre? También yo tengo a la vista próximas oposiciones a cátedras. ¡Lo que tengo que estudiar! Y las pocas ganas de ponerme a ello, pues no sé qué sucede que las cosas más encantadoras se fosilizan cuando son miradas “sub especies [sic]oposicionis[sic] ”. Paso aquí lo que queda de agosto y posiblemente todo septiembre. Es bonito el otoño en Castilla , y me...

 
20. Seccion 2 - María Zambrano. Las cartas escritas por María Zambrano a Luis Álvarez-Piñer. Madrid. Archivo Luis Álvarez-Piñer. Textos recuperados en octubre 1985.

... escribirte volví a estar enferma . Solo hace una semana -desde que estoy en este monte- que me encuentro bien . No te extrañará que esté desentrenada de todo; ha sido un paréntesis muy largo y muy absorbente 34 de continuos males. En otras ocasiones estuve más tiempo y más seriamente enferma , pero mi atención quedaba libre y 35 seguían viviendo en mí mis percepciones, mis ilusiones. Pero ahora no, las vísceras se rebelaron y se interpusieron entre el mundo y yo, haciendo mi vida opaca. [1v] ¿Vienes por fin en octubre? También yo tengo a la vista próximas oposiciones a cátedras. ¡Lo que tengo que estudiar! Y las pocas ganas de ponerme a ello, pues no sé qué sucede que las cosas más encantadoras se fosilizan cuando son miradas “sub especies [sic]oposicionis[sic] ”. Paso aquí lo que queda de agosto y posiblemente todo septiembre. Es bonito el otoño en Castilla , y me...

 
1 2


[ocultar] Redefine la búsqueda
Número de resultados por página:

[ocultar] Todas las obras encontradas (20)

Puede acceder desde aquí a los textos que contienen el término de búsqueda. También puede volver a hacer la búsqueda en toda la biblioteca.

Obra Resultados
Seccion 3 - Anna Domenge. Vida Espiritual. Edición crítica en castellano antiguo. 1
Seccion 2 - Anna Domenge. Vida Espiritual. Edición crítica en castellano antiguo. 1
Seccion 1 - Anna Domenge. Vida Espiritual. Edición crítica en castellano antiguo. 1
Seccion 4 - Anna Domenge. Vida Espiritual. Edición crítica en castellano antiguo. 1
- Anna Domenge. Vida Espiritual. Edición crítica en castellano antiguo (texto continuo). 1
Seccion 2 - Anna Domenge. Vida Espiritual. Edición crítica en castellano antiguo (texto continuo). 1
Seccion 1 - Anna Domenge. Vida Espiritual. Edición crítica en castellano antiguo (texto continuo). 1
- Anna Domenge. Vida Espiritual. Edición crítica en castellano antiguo. 1
Obra 1 - Anna Domenge. Der autobiographische Bericht der Sor Ana Domenge. 1
Obra 1 - Anna Domenge. Der autobiographische Bericht der Sor Ana Domenge. 1
- Anna Domenge. Der autobiographische Bericht der Sor Ana Domenge. 1
Obra 1 - Anna Domenge. Der autobiographische Bericht der Sor Ana Domenge. 1
Obra 1 - Anna Domenge. Der autobiographische Bericht der Sor Ana Domenge. 1
Obra 1 - Anna Domenge. Der autobiographische Bericht der Sor Ana Domenge. 1
Obra 1 - Anna Domenge. Der autobiographische Bericht der Sor Ana Domenge. 1
Obra 1 - Anna Domenge. Der autobiographische Bericht der Sor Ana Domenge. 1
Seccion 3 - Anna Domenge. Vida Espiritual. Edición crítica en castellano antiguo (texto continuo). 1
- María Zambrano. Las cartas escritas por María Zambrano a Luis Álvarez-Piñer. Madrid. Archivo Luis Álvarez-Piñer. Textos recuperados en octubre 1985. 1
Seccion 1 - María Zambrano. Las cartas escritas por María Zambrano a Luis Álvarez-Piñer. Madrid. Archivo Luis Álvarez-Piñer. Textos recuperados en octubre 1985. 1
Seccion 2 - María Zambrano. Las cartas escritas por María Zambrano a Luis Álvarez-Piñer. Madrid. Archivo Luis Álvarez-Piñer. Textos recuperados en octubre 1985. 1