FARSANTE

¿Qué es un (una) farsante? Uno [a] “que finge lo que no es o no siente”, reza el diccionario de la lengua.

Pero la definición académica se queda corta. Lo que sea el [la] farsante no tiene mucha importancia: ¿qué se puede ser cuando se es una ficción? Y lo que sienta el [la] farsante, por otra parte, no tiene entidad ni representación posible porque, en la medida en que sus pensamientos y sus sentimientos están fingidos, lo más plausible es que el [la] farsante no piense ni sienta nada en absoluto. Su inautenticidad, como la de todo comediante, es intrínseca, radical e inapelable.

En cualquier caso, lo peor de los farsantes es que te arrebatan una parte de tu propia vida puesto que, una vez descubres la farsa que han protagonizado, todo lo que has experimentado en compañía de ellos se desvanece. Lo sucedido no conforma experiencia alguna puesto que, a la postre, todo era una farsa; y como ésta oblitera las vicisitudes asociadas a ella, no queda nada que permita recordarla.

De una farsa no hay manera de guardar memoria, solo te acuerdas del [de la] farsante. ¿Y para qué te sirve?

Comments are closed.

Post Navigation