Econòmiques (1) – (5) Educació 03-01-18 (Liga)

Alineación: Jordi Yern (p), Andrés Pérez, Joan, Nacho, Arnau, Jordi Capella, Sergio, Neil, Hugo, Manolo, Antonio, Mario, Juan Camilo, Carlos, Joel y Sergi Dosta.

 

Por fin se rompió la mala racha de Educació, que realizó un excelente partido, como algún otro de esta temporada, aunque esta vez el marcador sí reflejó su buen hacer. Hubo un solo guion en prácticamente los 90 minutos: los educadores brillaron por su sólido posicionamiento en la cancha; sus coordinados movimientos y aperturas; sus eficaces combinaciones; su contundente defensa; su verticalidad, en ocasiones, y su elaboración, en otras; su presión suficiente para robar muchos balones; sus numerosas ocasiones de gol; y, por fin también, su buena fortuna. Por su parte, los economistas (con algunas bajas el sábado) fueron a remolque y se mostraron permeables, aunque exhibieron algunos destellos de su mejor fútbol, por más que insuficientes ante la avalancha educadora.

            Educació empezó con un acoso y derribo , y Andrés avisó ya en el min. 7 con un remate de cabeza algo apurado, que salió un poco alto. Y pronto madrugó el primer gol: Arnau, desde su posición de lateral, progresa 25 metros sorteando oponentes y pasa un balón en profundidad a Joel, que rompe la espalda de la defensa, encara desde la derecha al portero y dispara al palo largo por abajo (min. 15). Poco después, Joel consigue el segundo tanto tras una jugada de instinto que salió bien: Joel salta de espaldas ante el portero en un balón al que este llegaba justo, y su rechace da en la espalda de Joel y regresa a la red, en parte empujado por el frío viento (min. 20). Logró su hat-trick Joel (min. 28) tras recibir un pase de Manolo, parar con el pecho y disparar a la media vuelta, fuerte y abajo, desde la frontal del área.

            Si la primera parte tenía el nombre de Joel en ataque, la segunda parecía que sería de Sergi Dosta, que marcó dos tantos antes de tener que salir del tapete verde por una lesión, hacia el min. 60. Con picardía, Sergi D. acució al portero y a un defensa de Econòmiques que intentaban solventar un balón dividido ya fuera del área grande; la confusión de ambos la aprovechó con picardía el atacante educador, que robó el balón lo suficiente como para enviarlo a la puerta vacía desde lejos (min. 50). Brilló Sergi D. en otra jugada en que, tras robar un balón en los treinta metros, se coló en el área provocando un penalti indiscutible. Él mismo ejecutó la pena (min. 60), con tiro muy ajustado a la base del palo izquierdo. (Lesionado en la infracción previa, el jugador hubo de abandonar enseguida.)

            Econòmiques ganó intensidad en los minutos finales, y fue justo su tanto de la honra (min. 86): el punta recibe un balón corto bombeado en la medular y frente al área grande, se zafa entre dos defensas, baja la pelota y disparar raso.

            Encuentro de fair-play destacable, y de acertado arbitraje. Hubo celebración merecida de Educació, cuyas mejores individualidades mejoraron el juego del conjunto. Brilló el medio campo y el ataque educadores (relatar otras ocasiones de gol excedería el fin de esta ya larga crónica), y también destacó la gran concentración y contundencia del central Joan, que empujó con su actitud al resto de defensores. 

Educació (1) – (6) CDU 27-01-18 (Liga)

Alineación: Jordi Yern (p), Andrés Pérez, Joan, Patric, Nacho, Sergi Gil, Jordi Capella, Sergio Aguilar, Hugo, Neil, Antonio, Manolo, Mario, Sergi Dosta, Joel, Jordi Pons.

 

Se impuso la profesionalidad de CDU ante un Educació que puso alto el listón a pesar de los seis tantos encajados, fruto en su mayoría de errores propios más que de aciertos del rival. El parcial de la primera mitad fue de 0-3. El primer gol sí fue de mérito real, tras una impecable jugada trenzada por la medular de dos atacantes; en la última pared, el delantero disparó casi a bocajarro (min. 3). El segundo, de falta directa, se coló ajustado al larguero por el centro; el portero no llegó porque le pilló a contrapié (min. 30). El tercero, vino tras un contrataque rápido casi desde campo propio, el delantero supera al lateral y a un defensa, y levanta el balón sobre el portero (que había salido) para que su compañero marque a placer (min. 35). Educació, con un juego ordenado, llegó media docena de veces al área rival, y a punto estuvo de lograr el empate a un gol en una gran jugada de Jordi Pons, que enfrentó al portero y elevó con picardía; el balón iba dentro, pero el central lo sacó in extremis. También Mario disfrutó de una ocasión tras combinación de cabeza de Patric y Manolo en el área grande, pero su tiro fue atajado.

            Los educadores merecieron aún más premio en la segunda mitad, pero sólo lograron un tanto, por otros tres de CDU. El 0-4 llegó tras un pase largo a la izquierda, donde el delantero recibe solo y bate (min. 55). Llegó el empate tras un medido pase en profundidad de Neil a Joel, que avanza, encara al portero y lanza al palo corto letalmente (min. 65). Los educadores no solo tenían ganas de no cargar con un resultado tan abultado en contra, sino que exhibían razones y maneras: pocas pérdidas de balón, juego compacto y en ocasiones vertical, como en la jugada de contrataque vertiginoso desde campo propio por parte de Jordi Pons y Joel, que combinan a la perfección eludiendo defensas hasta el tiro final de Pons ya con el portero muy encima, y que salió alto por muy poco. Jugadón. También Jordi Yern se lució tapando algunos tiro peligrosos de CDU, que aún vio puerta dos veces: su quinto gol fue calcado al cuarto (min. 75), y el sexto, ya en él último suspiro, vino tras un centro desde la izquierda que cabeceó Germán con poca oposición y ante el fallo del salto del central, quizá un tanto alejado de su marca.

            Justa victoria para un fútbol, el de CDU, que elabora su suerte durante los noventa minutos, y que tiene en las jóvenes nuevas incorporaciones un valor indudable a sumar a la veteranía del resto. Educació mereció dos goles más, y no solo por los lances concretos, sino por su buen hacer colectivo durante todo el encuentro (a pesar de quizá esos cinco fallos puntuales que le costaron igual número de tantos).

Educació (0) – (4) UB 1450

 20-01-18

Alineación: Jordi Yern (p), Andrés Pérez, Joan, Patric, Nacho, Jon, Jordi Capella, Sergio Aguilar, Juan Camilo, Hugo, Arnau, Antonio, Manolo, Carlos, Sergi Dosta, Joel, Xavi.

 

Aunque UB 1450 dominó el control de balón (60 %) y abundó más en lances de peligro, Educació hizo también un gran partido, por más que sin goles. En la primera mitad, Yordi Yern salvó bajo palos algunos balones comprometidos para Educació, y Joel pudo marcar de cabeza inaugurando el marcador. Pero fue UB quien lo hizo, ya en el minuto 44: tras un pase atrás que queda corto, el atacante roba el balón y dispara; el portero roza con los dedos, pero el esférico entra. Poca justicia a una primera parte muy compacta y concentrada de Educació.

            En el segundo tiempo, los educadores dispusieron de más ocasiones claras que no se materializaron: Xavi tuvo dos ocasiones gracias a su buena colocación, pero los chutes finales salieron mansos; Joel también gozó de dos ocasiones frustradas; y Patric estrelló el balón en plena escuadra. No hubo fortuna. Por el contrario, los de UB sacaron rentas de sus ocasiones. Su segundo tanto vino de falta directa: el balón era un centro al segundo palo, pero se envenenó y se coló por la escuadra tras rozarlo el portero con los dedos. Vino el tercer tanto de UB tras un preciso centro lejano al palo largo, adonde acudieron, cual parejas enamoradas, dos defensores y dos atacantes, llevándose el premio el último delantero de UB, que cabeceó picado entre una nube de testas. Ya para la anécdota fue el cuarto gol de UB, consecuencia de un penalti claramente involuntario o forzado de un central, quien tras resbalar en la hierba y el barro dio en tocar al atacante (que, eso sí, ya había driblado con soltura a dos defensores, y que encaraba al portero).

            Aun con la derrota, toda la nutrida alineación (16) de Educació estuvo a gran altura (si exceptuamos esos despistes cruciales que cuestan goles); además, el regreso del spielfürher Nacho Begni tras un año exacto de baja por lesión se notó en el campo y en el espíritu de equipo. En verdad, el resultado final quizá no debió ser tan abultado para UB, pero sin duda fue el equipo que puso más técnica, fuerza y determinación, siendo su férrea defensa clave a la hora de ganar los puntos con tanta holgura. 

https://www.youtube.com/watch?v=1xz6_QS3Juw

Educació (1) – (6) CDU 27-01-18 (Liga)

Alineación: Jordi Yern (p), Andrés Pérez, Joan, Patric, Nacho, Sergi Gil, Jordi Capella, Sergio Aguilar, Hugo, Neil, Antonio, Manolo, Mario, Sergi Dosta, Joel, Jordi Pons.

 

Se impuso la profesionalidad de CDU ante un Educació que puso alto el listón a pesar de los seis tantos encajados, fruto en su mayoría de errores propios más que de aciertos del rival. El parcial de la primera mitad fue de 0-3. El primer gol sí fue de mérito real, tras una impecable jugada trenzada por la medular de dos atacantes; en la última pared, el delantero disparó casi a bocajarro (min. 3). El segundo, de falta directa, se coló ajustado al larguero por el centro; el portero no llegó porque le pilló a contrapié (min. 30). El tercero, vino tras un contrataque rápido casi desde campo propio, el delantero supera al lateral y a un defensa, y levanta el balón sobre el portero (que había salido) para que su compañero marque a placer (min. 35). Educació, con un juego ordenado, llegó media docena de veces al área rival, y a punto estuvo de lograr el empate a un gol en una gran jugada de Jordi Pons, que enfrentó al portero y elevó con picardía; el balón iba dentro, pero el central lo sacó in extremis. También Mario disfrutó de una ocasión tras combinación de cabeza de Patric y Manolo en el área grande, pero su tiro fue atajado.

            Los educadores merecieron aún más premio en la segunda mitad, pero sólo lograron un tanto, por otros tres de CDU. El 0-4 llegó tras un pase largo a la izquierda, donde el delantero recibe solo y bate (min. 55). Llegó el empate tras un medido pase en profundidad de Hugo a Joel, que avanza, encara al portero y lanza al palo corto letalmente (min. 65). Los educadores no solo tenían ganas de no cargar con un resultado tan abultado en contra, sino que exhibían razones y maneras: pocas pérdidas de balón, juego compacto y en ocasiones vertical, como en la jugada de contrataque vertiginoso desde campo propio por parte de Jordi Pons y Joel, que combinan a la perfección eludiendo defensas hasta el tiro final de Pons ya con el portero muy encima, y que salió alto por muy poco. Jugadón. También Jordi Yern se lució tapando algunos tiro peligrosos de CDU, que aún vio puerta dos veces: su quinto gol fue calcado al cuarto (min. 75), y el sexto, ya en él último suspiro, vino tras un centro desde la izquierda que cabeceó Germán con poca oposición y ante el fallo del salto del central, quizá un tanto alejado de su marca.

            Justa victoria para un fútbol, el de CDU, que elabora su suerte durante los noventa minutos, y que tiene en las jóvenes nuevas incorporaciones un valor indudable a sumar a la veteranía del resto. Educació mereció dos goles más, y no solo por los lances concretos, sino por su buen hacer colectivo durante todo el encuentro (a pesar de quizá esos cinco fallos puntuales que le costaron igual número de tantos).

Educació-Física Jornada 4 Liga 17-18

Educació (1) – (2) Física
28-10- 17 (Liga)
Alineación: Jordi Yern (p), Andrés Pérez, Joan, Sergio, Jordi Capella, Patrick, Luis,
Neil, Juan Camilo, Sergi, Manolo, Jordi Pons y Joel.


Educació recuperó en este partido a dos jugadores largo tiempo ausentes: Juan
Camilo, tras superar su lesión de mitad de la temporada pasada, y Sergi Gil, un
histórico de la Liga Ludus (con Filosofía y Educació). Dominó Educació en los
primeros 20 minutos, sin permitir ninguna aproximación de peligro de Física a su
área. Y disfrutó pronto de ocasiones de oro que abortó un muy acertado
guardameta de Física, que atajó o desvió sendos disparos que olían a gol de Luis (a
pase de Jordi Pons) y de Jordi Pons (a pase de Manolo tras jugada personal). El gol
de los educadores llegó hacia el minuto 30, tras recoger Luis un pase largo y
elevado de Neil, pisar área y disparar con precisión escorándose a la izquierda y al
palo largo. Física reordenó sus filas y fue más incisiva desde entonces, pero sin
acertar a acabar jugadas de verdadero peligro en los últimos metros.
La segunda parte fue ya más igualada, pero los premios del gol cayeron solo
del lado de Física; aunque fue Educació la que avisó primero, tras un lanzamiento
de falta que peina Neil para que Jordi Pons, en el área pequeña, pare con el pecho y
chute con fuerza pero algo desviado. Hacia el minuto 60, el árbitro señaló un
penalti tal vez algo riguroso a los educadores, y Fede transformó con su habitual
acierto y buena ejecución (Jordi Yern lo intuyó bien, pero su buena estirada no
logró blocar un letal balón fuerte, ajustado a la derecha y a media altura). Tuvo
Física otra clara ocasión que acabó con el balón en el palo, y Fede adelantó a su
equipo tras una brillante jugada marca de su casa (hacia el min. 80). Los
educadores tuvieron también unas cuatro ocasiones repartidas entre Jordi Pons y
Joel, pero no entró el balón.
Se apreció quizá un exceso de querencia de algunos físicos por irse al suelo
en simples jugadas de cuerpo contra cuerpo y por reclamar infracciones (algo que
el mismo árbitro indicó en alguna ocasión, aunque también les concediera muchas
faltas poco claras, entre ellas, la del penalti). Por lo demás, Física, que fue de menos
a más, y con loable mérito, sacó su partido adelante tras verse superado al
principio; a ello contribuyó especialmente la decisiva actuación de Fede. En cuanto
a Educació, cabe destacar su buen trato del balón y los acertados desplazamientos
sin él, así como su entrega e intensidad, y esto último tal vez le valió acusar cierto
cansancio en el último tramo del partido. En este inicio de temporada, los
educadores siguen superándose y redondeando su juego, también bajo los palos…,
y que lleguen los puntos, como ocurre con tantas cosas, quizá es solo cuestión de
tiempo.

Sergio Aguilar

Información adicional