Presentación

 

Las modalidades de psicoterapia basadas en una epistemología constructivista constituyen una de las innovaciones más notables en la intervención psicológica de los últimos veinte años. Las publicaciones disponibles (más de 50 libros y 200 artículos en revistas especializadas), la presencia en congresos y propuestas terapéuticas han adquirido un volumen y vitalidad considerable. Cada vez se hace más necesario conocer en qué consiste la psicoterapia constructivista y poder reconocer lo que aporta para la práctica clínica.

Los enfoques tradicionales de la psicoterapia fundamentan la intervención en las valoraciones clínicas, teorías, técnicas y contenidos que concibe el profesional. Plantean la intervención desde la perspectiva del profesional. Los clientes, y sus puntos de vista, son objeto de escrutinio, diagnóstico y tratamiento, más que co-participantes del proceso. La perspectiva constructivista considera la psicoterapia como un proceso de colaboración entre el terapeuta como experto en procesos de cambio y el consultante como experto en su propia vida. Así, este nuevo enfoque de la terapia da una importancia central a la comprensión y estudio sistemático de la visión del consultante del problema, de sí mismo, y de los demás implicados.

La epistemología constructivista parte de la idea de que la realidad no se revela directamente sino que debe ser construida. La forma y estructura que toman las construcciones del consultante acerca de sí mismo y de su situación delimitan en gran medida su participación en el problema y las posibilidades de su solución. La psicoterapia se concibe básicamente como un proceso de reconstrucción de estos significados. Las técnicas empleadas se organizan de modo que permitan al consultante cuestionar y reconstruir el mapa personal con el que construye su mundo.

En este curso se presentan instrumentos de evaluación orientados a comprender el sistema de construcción del consultante, y se entrena en su administración y análisis psicológico. Ello permite formular hipótesis clínicas acerca del sentido que tiene el síntoma en el mundo del consultante, y las oportunidades que ofrece para negociar construcciones alternativas, más viables pero a la vez coherentes con su sentido de identidad. Esta formulación de hipótesis, centrada en la perspectiva del cliente, permite articular una gran variedad de técnicas psicoterapéuticas al servicio de este proceso de reconstrucción personal.

Después de plantear las bases epistemológicas, teóricas y clínicas de las psicoterapias constructivistas, el curso se centra en uno de los enfoques más reputados y con mayor prestigio, la psicología de los constructos personales. Formulada originalmente por George Kelly en 1955, se ha ido desarrollando en conexión con el auge constructivista de los últimos veinte años. Una de sus principales aportaciones es la de proporcionar instrumentos para la comprensión detallada del sistema de construcción del cliente, como por ejemplo, la técnica de rejilla. En el curso se entrena a su administración a la vez que se aportan claves para el análisis, la interpretación psicológica y la formulación de hipótesis clínicas que puedan orientar la terapia. Precisamente el último módulo del curso se centra más específicamente en el proceso terapéutico desde la perspectiva de los constructos personales.

De forma complementaria, y siguiendo la misma línea de este módulo en su versión presencial, se tratan también las aportaciones del modelo sistémico y la entrevista evolutiva, ambos conectados también intensamente con el constructivismo. La introducción al modelo sistémico que se ofrece permite complementar los conocimientos sobre constructivismo adquiridos y conocer los principales desarrollos de la terapia sistémica. La entrevista evolutiva permite identificar el nivel de desarrollo moral del sistema de construcción de la persona.

Objetivos

  1. Definir y profundizar en las bases epistemológicas constructivistas.
  2. Ofrecer una visión panorámica de los enfoques constructivistas en psicología, y en psicoterapia en particular.
  3. Dar a conocer el enfoque general y conceptos fundamentales de la teoría de los constructos personales.
  4. Entrenar en la mecánica y habilidades de entrevista necesarias para la administración de la técnica de rejilla.
  5. Proporcionar los procedimientos y pautas para un análisis cualitativo y cuantitativo de los datos de la técnica de rejilla con el fin de formular hipótesis clínicas que organicen la terapia.
  6. Aportar las orientaciones clínicas necesarias para un proceso de terapia de constructos personales, incluyendo la articulación de diversas técnicas terapéuticas.

Destinatarios

Psicólogos, psiquiatras, médicos, enfermeros, asistentes sociales, y educadores interesados en el proceso psicoterapéutico desde una óptica constructivista.


Contexto Institucional del Curso

Este curso, que se puede realizar de forma independiente, es parte (módulo 1) del Master en Terapia Cognitivo Social organizado por la Universitat de Barcelona, que se encuentra ya en la 27ª edición, ahora estructurado en 10 módulos. Por tanto, sus contenidos han venido impartiéndose de forma presencial en este master, por lo que gozan de reputada experiencia con un alto compromiso de actualización. Y con el aval de calidad científica y certificado de la Universitat de Barcelona.
El Master en Terapia Cognitivo Social ofrece un ciclo completo de formación en psicoterapia desde una perspectiva cognitivo-constructivista y sistémica, orientado a desarrollar los conocimientos y las habilidades terapéuticas básicas en los ámbitos de intervención individual, grupal, familiar y de pareja.

 
     

© Universidad de Barcelona - 2008-2013
E-mail: opucurull@ub.edu