Skip to main content

El legado olvidado de Clotilde Cerdà / Esmeralda Cervantes. Una presencia internacional en la vanguardia

Referencia
Fundació Bosch i Gimpera, contracte núm. 310202
Institución
Fundació Privada Mir-Puig
Duración
2019-2021
Proyectos de investigación
IP
À. Lorena Fuster
(Seminari Filosofia i Gènere, ADHUC—Universitat de Barcelona)
Resumen

ADHUC–Centre de Recerca Teoria, Gènere, Sexualitat (Universitat de Barcelona), la Fundación Mir-Puig y la Fundación Bosch i Gimpera (Universitat de Barcelona) colaboran para iniciar la investigación en torno al legado olvidado de Clotilde Cerdà (Barcelona, 1861 – Santa Cruz de Tenerife, 1926).

 

Clotilde Cerdà, hija de la pintora Clotilde Bosch y del urbanista Ildefons Cerdà, fue rebautizada con el nombre artístico de Esmeralda Cervantes, seguramente por iniciativa de la reina Isabel II y de Víctor Hugo. Encarna a la perfección la idea de niña prodigio del arpa, sin embargo, el verdadero interés de su figura no radica sólo en esta excelencia artística. Para comprender la verdadera relevancia de esta mujer en su tiempo hay que atender a su activismo a nivel internacional en contra de la explotación de la vulnerabilidad y en su capacidad de mediación entre ambientes y personalidades muy diversas. Cerdà actúa a lo largo de su vida desde un firme compromiso con la emancipación de las mujeres y la redefinición de los roles de género, el pacifismo, el antiesclavismo, el anticolonialismo, el cuidado de los niños o la mejora de las condiciones de trabajo de las obreras en las industrias. Fue considerada en su época una de las mejores arpistas del mundo, por lo cual recibió incontables títulos y honores de mano de las más altas instituciones políticas y artísticas del momento en diversos continentes. En parte gracias al crédito que consiguió su genio musical y su personalidad magnética, pudo poner en marcha ediciones de revistas internacionales (L’Etoile Polaire/La Estrella Polar y El Ángel del Hogar) y, en especial, llevar a cabo una actividad filantrópica intensísima: fue promotora y fundadora de instituciones a ambos lados del Atlántico como la Acadèmia de Ciències, Arts i Oficis per la Dona en el número 10 de la Rambla o los Asilos Internacionales de Lactancia en Belém de Parà (Brasil); apadrinó decenas de asociaciones culturales, gremiales y políticas y ofreció innumerables conciertos a beneficio de obras sociales, a la vez que realizaba alrededor del mundo tareas de diplomacia y de representación de Cataluña, España, Turquía y de otros países.