Añadir nuevo comentario

Esto realmente no es un dato más, es una realidad por la cual atraviesan las bibliotecas de cualquier tipo y naturaleza. Los usuarios cada vez son más independientes y demandan más información para satisfacer sus necesidades y por ende los servicios utilizados deben garantizar eficacia, oportunidad y novedad. Variables que han sido ignoradas por la mayoría de las bibliotecas, debido a que no identifican, caracterizan y analizan los nuevos comportamientos de los usuarios para el acceso de los contenidos.
Esto implica, que si no existe un replanteamiento en el funcionamiento y los servicios de estas unidades de información, terminarán siendo depósitos de la sociedad sin ninguna utilidad democrática y participativa.
Por otra parte el cambio generacional, implica un cambio de enfoque y alcance de las bibliotecas, de manera tal que cautive y acerque a los usuarios dando cumplimiento a sus funciones y responsabilidades encomendadas con tanta vitalidad para el desarrollo de las comunidades. Es cierto que son incontables los esfuerzos por acomodarse y ajustarse a estas exigencias, sin embargo, hoy en día con las ventajas de ambiente web, no basta con hacer las cosas bien sino se hacen notar, por eso es importante destinar esfuerzos sostenidos que aumenten la visibilidad de los servicios en el entorno habitual de los usuarios. Por tanto, propongo como punto de partida, que se analice y conozca el valor del posicionamiento web y su utilidad como estrategia.